viernes, marzo 30, 2007

Nec Spe, Nec Metu

Surgió el otro día la pregunta de por qué Nec Spe, Nec Metu. Y coño, es una buena pregunta. Llevo identificándome con ello varios años, y quizá desde que comencé este blog nunca me había planteado explicarlo.













La historia de por qué uso la frase es bastante menos romántica -- por llamarlo de alguna forma -- de lo que pudiera esperarse. Como bien saben algunos de los que esto leen, soy bastante friki en algunas de mis aficiones. Una de ellas es la historia, y más concretamente el medievo. Por tanto, es de esperar que, además de los librillos de historia que consultaba, a la hora de leer novelas prefiriera las catalogadas como "novela histórica". A pesar de lo bajo que ha caído tal género, o lo mucho que las editoriales han abierto sus límites para que la etiqueta abarque cualquier cosa, siempre ha habido grandes en ese campo. Uno de ellos es Peter Berling, un alemán que, además de un aficionado a la historia respetuoso con el rigor que ésta exige, es un documentalista de la hostia. Y además es políglota, lo que enriquece sus libros una barbaridad.

Su gran obra, en mi humilde opinión, es la serie Los Hijos del Grial (4 libros), con la que tanto he dado la chapa a mis colegas, novia y demás infelices allegados. En ella trata alguno de sus temas favoritos, como las sociedades secretas de los siglos XII, XIII y XIV, enmarcando su ficción -- en la que estos elementos tienen un peso importante, como era de esperar -- en un contexto histórico impecable. La serie está llena de expresiones en latín, griego antiguo, árabe, francés... y un sinfín de idiomas más. Al igual que con la mayoría de personajes o instituciones históricas que aparecen, no explica esas expresiones con notas al pie, sino que dedica un inmenso glosario al final del libro a ir comentando todas esas cosas.

Pues bien, Nec Spe, Nec Metu es una de las que aparece. El protagonista, William von Röbruk, un franciscano, comenta en cierto momento de una persecución -- persecución a su persona, claro -- que quizá la susodicha frase sería la mejor descripción de su estado de ánimo. Yendo al glosario encontré la traducción, pero por desgracia esta vez no explicaba nada.

Busqué en internet, por curiosidad, el origen de la expresión. Al parecer es un lema latino muy famoso y extendido, y que han hecho suyo diversas instituciones. Su procedencia exacta es desconocida, pero se calcula que surgió en algún momento de los siglos XVI/XVII. Craso error de Berling, si es así, porque sus libros están ambientados en el siglo XIII. Pudiera ser un guiño, no obstante, y no sería raro, porque dudo que ese hombre utilice algo sin comprobar mil cosas primero.

Siempre me ha encantado Nec Spe, Nec Metu. Hace años era más una apreciación estética, una admiración poco razonada ante la actitud que supone, aunque su "ni esperanza" fuera en contra de mis principios de optimista gilipollas y confiado. Sin embargo, el desgaste de confianza que el tiempo trabaja poco a poco en mi ánimo ha empezado a perfilar el motto como una estupenda filosofía de vida. Lo que era lógico para cualquier persona en la Edad Media del principio al fin de sus vidas, quizá no sea aplicable a la mía hasta dentro de mucho, cuando mi fe en los demás y en mí mismo haya desaparecido por completo; pero empiezo a pensar que cuando tenga 50 voy a ver la frase como la única postura posible ante el mundo.

Me gusta el lema porque, de alguna manera, implica una verticalidad abrumadora. Ya comenté hace unas semanas el asunto de las trayectorias vitales, y esto tiene mucho que ver con ello. Hacia delante. Recto o en oblicuo, pero avanzando.

Sin esperanza, de acuerdo, pero también sin miedo.

18 comentarios:

hythlodaeus dijo...

Si es que ya era hora de que volvieses a filosofar que es lo que a mí me cunde.

Me parece perfecta tu explicación científica blablabla pero yendo al meollo del eslogan en cuestión....

No me gusta esto :P jajajajajaja
No te pega ni un poco como bien dices, me pegaría más a mí y ni con esas. Lo de no tener esperanza no está nada bien y no hay ni una sola persona en este mundo que no la tenga, por muchos lemas chachis pirulis que use.
Tampoco va a ser el topicazo "la esperanza es lo último que se pierde" pero creo firmemente que una parte importante de nuestras vidas se basa en que tenemos esperanza. Más o menos, pero esperanza siempre. Porque, si no fuese así, nos suicidaríamos inmediatamente. Si seguimos con el tortuosos camino es porque tenemos esperanza, en algo, en alguien, la esperanza de que va a cambiar el mundo.
Y sabemos que eso ocurre porque nos rodeamos de personas que, a mí por lo menos, me hacen pensar. Y tras ver qué clase de (grandes) personas me rodean, decido seguro que la esperanza no está ni estará perdida (cuando tengas 50 tampoco). Y que lo diga yo, tiene delito, pero es que nadie puede evitar, en mi opinión, tener esperanza, es imposible yo creo.

Así que si quieres sin miedo, perfecto, pero sin esperanza, lo dudo ;)

Un saludo esperanzador :)

P.D. del 1 al 10 cuánto te echo de menos? :P

Soldier of Fortune dijo...

Un -3, me echas un -3 de menos xD

También es verdad, Archi. Creo que pasarán muchos años hasta que deje de ser una apreciación estética y se convierta en mi lema vital. Tantos, que quizá me muera en el camino.

Así que podríamos hacer un blending latín/inglés antiguo y remodelar el motto:

Mid Hopa, Sine Metu

Besote!!

P.D.: No sé si he declinado bien el ablativo...

Widowmaker dijo...

Impresionante analisis caballero (como de costumbre)
A mi tb me encanta la historia, tengo que leer (cuando tenga tiempo) a ese autor.
Y la historia medieval es algo q siempre me ha llamado para estudiar en profundidad.

La esperanza no la perdere yo en la vida, pq me temo mucho q soy demasiado optimista. O eso, o es q me resbala lo q pase en el mundo y siga pa' alante "nec metu".

De todas formas, si hay algo q suene bien en Old English es "ofslogon" jejeje


p.d: Han contestado Nuñez y Borge
Nuñez q solo del 15 de mayo en adelante y Borge da clase en Gijon este cuatrimestre asi q me dijo q un Lunes iba de puta madre. Tb me comento lo de Tim, mira a ver si lo contactas tú al central teutón (ya lo veo de pareja con Lennart, Metzelder y Mertesacker...)

Un saludo ahi!

Soldier of Fortune dijo...

Ya he contactado con Tim. Veremos qué nos cuenta :-)

sham_rock dijo...

Iba a hacer un comentario profundo y filosófico regañándote por tu "Nec Spe" pero Dove se me ha adelantado y me ha dejado sin palabra, ergo suscribo las suyas (esta Dove, que es de un grande que hasta me lee la mente.....)

Sólo añadir, que ayer vi Elizabeth (la de Cate Blanchett) así de casualidad en TCM. Y psée no me cundió mucho. Creo, en mi humildísima opinión, que hay cierta inaccuracies (se diga como se diga en español - ni siquiera sé si está bien el prefijo negativo) bastante graves (que si nuestro amado JET las ve........). Por tanto, me reafirmo en mi idea de escribir, en un futuro - espero que no muy lejano - aquella novela que te comenté aquella vez. Do you remember?

Un besín!

P.D. Joder, ahora que lo pienso, yo voy a lo grande! A por novelas, ni historias cortas ni nada :S

Angie dijo...

Hemos vuelto sanas y salvas de nuestra expedición por LLanes. Ya te comentaremos que hay muuuuuuuuuucho que comentar!!
Un besu!

CeliusMagnificus dijo...

hello!!

hemos vuelto!! y ahora estamos en depresión.....
qué poco duran los fines de semana......
lo unico 'malo' del finde: que sembré y no recogí...y obtenía respuesta, eh?

como dice Angie...ya te comentaremos!!!!

un besO!

Soldier of Fortune dijo...

Llari, JET sí que la vio. De hecho fue él el que comentó en clase que era una basura, documentalmente hablando... Bueno, definitivamente no la veré, then. Tampoco tenía pensado, pero me vale con dos avisos :-P

Llaniscas, qué habréis armao...

Besote a todas!

iessus dijo...

Perdona, pero la saga de "Los Hijos del Grial" se compone de cinco libros ; el último de ellos es "El Kilim de la Princesa". Si te gusta este autor te recomiendo "El Obispo y su Santo". En algunos países ha publicado su nueva novela que trata sobre la "secta" (por denominarla de alguna manera) de los asesinos.

Soldier of Fortune dijo...

No sabes qué alegría me acabas de dar, iessus, diciéndome que hay aún otro libro más. Es como volver a nacer... bueno, soy un exagerado, pero se me entiende, espero.

En cuanto al nuevo libro de Berling, me gustaría leerlo, pero va a tener que ser demencialmente bueno para superar a la NOVELA con mayúsculas sobre los Asesinos: "Alamut", de Vladimir Bartok.

Saludos

Shirat dijo...

He encontrado tu blog de casualidad, y me alegra saber que compartimos el mismo lema y la misma afición por Peter Berling. De hecho, mi nick es Shirat (incluso mi correo electrónico lleva ese nombre...), por uno de los personajes de la saga.
En cuanto al lema propiamente dicho para mí representa el estoicismo más puro. No voy a contarte mi biografía, pero te garantizo que yo sí que vivo sin esperanza y sin miedo.
Un saludo.

Anónimo dijo...

Busca un cuadro de Mantegna, un retrato de Isabella d'Este. Ahí está la clave de esa expresión latina

Ana dijo...

llevo dias buscando que alguien me aclare sobre esta expresion.
Aunque el mundo de la informatica me resulta aun territorio virgen por descubrir y me peleo constantemente con mi pobre ordenador y con el google me sentí muy agradecida cuando te encontre de puñetera casualidad.
Gracias jorgito!
Me gusta tu explicación y coincido cuando dices de avanzar en linea recta o en oblicuo o lo que es lo mismo sea como sea. En cuanto a "sin esperanza" prefiero pensar que cuando avanza en linea de batalla hay que avanzar sin esperanza alguna porque el que va lleno de esperanza tambien va lleno de temor por toda aquello que puede perder, es mejor ir vacio, sin esperanza, de est forma se avanza sin temor.
Ana

Anónimo dijo...

A mí la frase "nec spe, nec metu" también me trajo de cabeza en su día.
Hay una explicación alternativa a su significado, que lo cambia totalmente y le borra todo el pesimismo.
No sé si podré explicarlo bien: el nec spe, nec metu implica una CONFIANZA absoluta en que las cosas van a ir bien. Optimismo sereno: la parte "sin miedo" la entendemos todos; en cuanto a la parte "sin esperanza", la lectura positiva sería la siguiente: como explica Spinoza, la esperanza implica dentro de nosotros que admitimos la posibilidad del fracaso...aunque ESPERAMOS que las cosas vayan bien, hay una parcela de inseguridad. Negar la esperanza implica negar esa pequeña posibilidad de fracaso. No lo esperamos, lo sabemos, "con un par".
Yo no tengo esperanzas de que el sol vaya a salir mañana: lo sé.
Creo que la idea es esa, y cambia totalmente el sentido del lema.

Anónimo dijo...

Si te sirve como ampliación del conocimiento de esta frase, un celebre pintor llamado Miguel Angel Merisi de Caravaggio, uno de los difusores del claroscuro típico del barroco y característico por su teatralidad de las obras era una de las personas que mas usaba esta dicha frase.
El pintor no esque fuera... buena persona dijeramos, Nec Spe Nec Metu era el lema que llevaba consigo mismo y con su banda nocturna a hacer el mal, a beber y a pegar a la gente.

Pero esa violencia la canalizava realizando estas obras de arte que tanto te recomiendo

Un saludo

Anónimo dijo...

Nec Spe Nec Metu , cuando pierdes toda esperanza, no puedes tener miedo , cuando lo has perdido todo, nada puede hacerte daño.

W.

Miguel Angel Gallardo Perales dijo...

hace tiempo que llevo ese lema,pero yo lo asocio a ni miedo ni esperanza en el ser humano. y que vaya por delante que soy un gilipollas optimista,pero no creo que duremos mucho como especie..

JS dijo...


NO VEO LA NECESIDAD DE UTILIZAR UN LENGUAJE SOEZ Y BLASFEMO, MÁS BIEN LO VEO MUY REPROBABLE.